España se precipitó contra la defensa italiana y la sublime actuación del portero Barozzi, quedando fuera de la final del europeo

Italia, la vigente campeona, evidenció ayer aún más el fin de ciclo de España y la dejó fuera de la final del europeo. Un catenaccio de gran nivel que evitó siempre las peligrosas pases interiores y que estuvo muy bien reforzado por la actuación sensacional del portero Leonardo Barozzi; un gol al contragolpe de Federico Ambrosio, los palos y también la falta de acierto y el exceso de precipitación del conjunto de Quim Paüls, ansioso y presionado después de la derrota contra Portugal de la fase de grupos, catapultaron los transalpinos en la lucha por el título después de haber sido campeones en Alcobendas 2014. el rival de Italia será el vencedor del Portugal-Suiza. El perdedor jugará por el bronce contra España, selección formada íntegramente por catalanes. El conjunto estatal no se quedaba sin marcar desde el europeo de 1996, jugado en Salsomaggiore (Italia), cuando perdió precisamente con Italia (4-0). A pesar de que el equipo de Quim Paüls asumió la posesión y el peso del juego, los de Massimo Mariotti la clavaron en la primera. Un rechazo mal defendido por España acabó con la bola en el stick de Ambrosio, la estrella transalpina, que batió con maestría Grado en el uno contra uno. España confundir la velocidad con la precipitación, aunque en el tramo final, a partir de un tiempo muerto de Paüls a 7:40 del descanso, combinó con más serenidad y buscó el segundo palo. Jordi Bargalló, omnipresente, fue el jugador más peligroso.Los italianos exhibieron una defensa muy segura y agresiva y el portero Leonardo Barozzi también hizo una gran primera parte, sobre todo cuando Selva (17 ‘) se fue solo gracias un rechazo de Grado. Aparte del gol, Italia, peligrosa en los contragolpes, pudo hacer el segundo con un disparo de Ambrosio al palo (5 ‘).Apenas arrancó el segundo tiempo, Cristian Rodríguez falló un penalti (21 ‘). El italiano Ambrosio (28 ‘) perdonó el segundo cuando estrelló la bola al palo en la directa fruto de la décima falta de España. El dominio de los de Paüls se intensificó. Bancells lanzó al palo un disparo cruzado envenenado y Jordi Bargalló hizo lucir Barozzi en numerosas ocasiones. Los italianos, sometidos pero con oficio, renunciaron al contraataque y apretar los dientes. Pau Bargalló lanzó alta la directa -decenas transalpina- a 3:16 del final.El último cartucho fue un disparo de Ton Baliu el larguero.

ITÀLIA1
ESPANYA0

ITALIA: Barozzi, Verona, Illuzzi, Ambrosio y Pagnini -equipo inicial-; Cocco y Amato.
ESPAÑA: Grado, Jordi Bargalló, Pau Bargalló, Bancells y Rodríguez -equipo inicial-; Selva, Baliu y Burgaya.
GOLES: 1-0 (4 ‘) Ambrosio.
ÁRBITROS: Torres y Rainha (POR).
FALTAS: 10 de Italia y 14 de España.
INCIDENCIAS: Se hizo un minuto de silencio en recuerdo por las víctimas del atentado de Niza.

Del quinto al octavo lugares
Austria – Alemania
0-9
Francia – Inglaterra
5-2
semifinales
Italia – España
1-0
(20) Suiza – Portugal
pendiente
Séptimo y octavo lugares
Austria – Inglaterra
16 h
Quinto y sexto lugares
Alemania – Francia
18 h
Tercer y cuarto lugares
España – perdedor 20
20 h
final
Italia – vencedor 20
22 h
Fuente: L’Esportiu

Por martin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »