El Liceo consigue remontar al Noia (4-3) antes de recibir al Breganze italiano

El Liceo piensa ya en su estreno en la Copa de Europa después de haberse visto obligado a la remontada en el partido adelantado de la OK Liga contra el Noia (4-3).

Supo sufrir el equipo entrenado por Carlos Gil y ahora tendrá que saber recuperarse de un esfuerzo al que le sometió un rival más descansado. El Breganze italiano del exliceísta Oriol Vives visitará el Palacio de los Deportes de Riazor el sábado a las siete de la tarde en el estreno verdiblanco en la máxima categoría continental, título para el que también es favorito.

Tras unos primeros instantes de reconocimiento, fue el Noia el que golpeó primero (minuto 9, por medio de Humberto da Silva) y aunque Coy empató de penalti, la intensidad que aplicó el conjunto visitante fue suficiente como para que se llevase la primera parte (anotó Jordi del Amor en el minuto 17 mediante un disparo de larga distancia). Con todo, el dominio de la bola era liceísta.

Tras el examen de conciencia en los vestuarios, el cuadro coruñés salió dispuesto a hacerse con las riendas del partido y a fe que lo consiguió, aunque le costó más de lo previsto. Una falta directa errada por cada uno de los equipos dio paso al gol de Aleix Esteller, verdadero detonador de la carga de ataque liceísta.

El doble acierto de Toni Pérez (uno de ellos, de falta directa) puso las tablas en el minuto treinta y siete. Y tras insistir como suelen, los locales se adelantaron por medio del pichichi de la OK Liga, Marc Coy. Sin embargo, él mismo provocó que, a falta de treinta segundos, los espectadores permaneciesen con el alma en un puño, ya que obligó a Malián a detener una falta directa. Final feliz y premio a la perseverancia.

Fuente: La Voz de Galicia

Por martin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »