El equipo verdiblanco de Liga Gallega se clasifica para la fase de ascenso a Primera a las órdenes de un Josep Lamas que afronta un nuevo reto, remontar al Benfica

Josep Lamas no solo celebra éxitos con los patines puestos, también en el banquillo como entrenador. El pasado fin de semana, el Liceo se proclamó campeón de la Liga Gallega y adquirió el billete para participar en la fase de ascenso a Primera Nacional que se celebrará en Santander el último fin de semana de abril. “Todos los partidos fueron muy ajustados. Nos tocó la suerte de nuestro lado y estoy muy contento por los chavales que se lo merecieron, desde el que jugó más al que jugó menos”, resume el técnico.

Los liceístas dieron la sorpresa en la final a 4 de Órdenes. Sexto clasificado en la liga regular, logró superar a los dos equipos de Compañía de María y empatar con el Dominicos para ser campeón. “Iban muy mentalizados, sabían que si defendíamos bien, sacábamos contras y aprovechábamos nuestras opciones, íbamos a tener opciones”, analiza Lamas. Sufrimiento hasta el final y no solo mientras su equipo jugaba, ya que para saber si era campeón le tocaba esperar por el partido entre Compañía A y Dominicos. Fueron los pupilos de Alejandro Canosa los que, sin jugarse nada, superaron al conjunto de la Ciudad Vieja, que solo necesitaba ganar para hacerse con la Liga Gallega. “Sabíamos que el Compañía iba a salir a ganar para no desvirtuar la competición. Es digno de mención porque ellos podían haber bajado los brazos. Querían ganar, quedar segundos en vez de terceros. El Compañía nos demostró que es un equipo con mayúsculas. Es un grupo de personas que pase lo que pase quiere competir”. Y añade: “Luego podía ir bien, mejor o peor para cualquiera y nos tocó a nosotros la buena”.

Sin embargo, según cuenta Lamas, el Dominicos “lo tuvo en su mano” porque iba ganando 5-3. Los colegiales remontaron hasta colocar el 6-7 en el marcador. Fue entonces cuando al Liceo le tocó celebrar su título. Ahora le toca entrenar para llegar con opciones a Santander, donde se enfrentará a Oviedo Roller, Urdaneta y Jolaseta. “Vamos allí con la idea de ganar. No sé nada de los rivales pero la idea es ir a ganar. Si competimos como el fin de semana pasado y tenemos la suerte un poco de cara, creo que deberíamos ascender”, confiesa el entrenador verdiblanco, que este sábado tiene otro reto que afrontar, remontar al Benfica (2-3) en la Liga Europea. “Ahora mismo vamos perdiendo de un gol y quedan 50 minutos. No vamos a marcarnos objetivos de marcarles 2 goles porque luego te puedes despistar. Queremos competir”, avisa un Lamas que tiene claro que su equipo tiene “opciones” de pasar a semifinales.

 Fuente: La Opinión

 

Por martin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »
error: Content is protected !!