Hockey sobre patines. El conjunto azulgrana araña con fe un empate muy sudado contra su gran rival y consigue su cuarta OK Liga seguida y su 28º título a falta de tres jornadas

El Barça Lassa terminó celebrando en pleno Palacio de Deportes su 28º título de liga al empatar (4-4) contra el Reus La Feria y mantener, a tres jornadas del final, once puntos de diferencia. El partido fue loco y hasta el último segundo los azulgrana no pudieron abrir el cava, pero el gol de Matías Pascual en el 48 ‘acabó dando el título a su equipo y culminando una temporada espléndida.

El clásico podía decidir una OK Liga con claro color azulgrana, pero para los anfitriones había más lecturas: tirar de honorabilidad, acabar de poner a punto la maquinaria para la final a cuatro de la liga europea y, finalmente, impedir que el máximo rival pudiera celebrar un nuevo trofeo al santuario reusense. El Barça, sin embargo, quería sacudirse este trámite de sumar la victoria necesaria para ir a Lleida con la cabeza centrada en la copa de Europa y marcando terreno con los locales de cara a una hipotética final.

Por eso, los dos equipos mostraron las garras desde el primer momento, aunque un despiste visitante en un contragolpe de Platero terminó con el gol de Torra (3 ‘). Este 1-0 pesó un poco en el ánimo azulgrana, porque el Reus supo mantenerlo a raya durante un buen rato, incluyendo un penalti parado por Henriques a Pau Bargalló (9 ‘). En cambio, un contragolpe de Ordóñez cuando acababa de entrar en pista terminó entrando aparentemente de manera fácil. Pero el Reus respondió rápidamente con rabia. Primero Raúl Marín anotó un penalti instantes después del 1-1 y antes del descanso el mismo delantero puso la guinda culminando una jugada de Torra (21 ‘). El 3-1 hacía justicia. El Reus había hecho más méritos que su rival.

Inesperadamente, el nivel de juego decayó en el inicio del segundo tiempo. Ni los rojo-y-negros -ya les iba bien reducir marcha- ni los azulgrana -Presionar sin mucho criterio y atacaban desordenadament- ponían manos a la obra. Entonces, el baile de las faltas directas por acumulación hizo reavivar el fuego. Raúl Marín falló su y Lucas Ordóñez hizo el 3-2 (34 ‘), con la que se reactivó el partido. Después, pasó de todo: Ordóñez erró un penal, Fernández vio la azul y dejó en inferioridad su equipo pero los locales no lo aprovecharon, Egurrola detuvo una directa a Rodríguez y Ordóñez dispuso de una nueva directa pero tampoco la convirtió. Entonces, a tres minutos del final, Gual anotó una directa y Pascual, en el segundo palo, hizo el 3-4 un minuto después. Un gol de Platero y una falta directa al palo de Raúl Marín dieron emoción (4-4), pero el Barça supo sufrir.

EL PROTAGONISTA

Hemos sido capaces de remontar un resultado que estaba muy difícil. Estoy muy orgulloso de este equipo
RICARD MUÑOZ
Nos ha costado encontrar el ritmo. Nos ha faltado intensidad en la primera parte. En el segundo tiempo hemos hecho un gran cambio en todos los sentidos

REUS 4 BARÇA 4

REUS LA FERIA: Henriques, Casanovas, Platero, Torra, Raúl Marín -equipo inicial-, Joan Salvat y Rodríguez. BARÇA Lasser: Fernández, Matías Pascual, Gual, Pau Bargalló, Panadero -equipo inicial-, Ordóñez, Barroso, Edu Lamas y Egurrola (ps). GOLES: 1-0 (3 ‘) Torra (3’); 1-1 (14 ‘) Ordóñez. 2-1 (16 ‘) Marín, de falta directa. 3-1 (21 ‘) Marín. 3-2 (34 ‘) Ordóñez, de falta directa. 3-3 (47 ‘) Gual, de falta directa. 3-4 (48 ‘) Pascual. 4-4 (48 ‘) Platero. ÁRBITROS: Valverde y López Leyton. Mostraron azul al local Marín (49 ‘) ya los visitantes Bargalló (16’), Fernández (38 ‘) y Pascual (49’) .. FALTAS: 22 el Reus y 18 el Barça .. PÚBLICO: Unos 1.500 espectadores en el Palau de Deportes. El Barça fue recibido con la pancarta “Nuestra pasión, su negocio. 30 €? “, En referencia a los precios que ha establecido el Barça para la final a cuatro de la liga europea.

Ricard Muñoz cierra el círculo

El técnico barcelonés Ricard Muñoz cerró ayer el círculo con su cuarta liga consecutiva como máximo responsable del Barça. La primera la selló el 9 de mayo de 2014 con un triunfo en el Palau (8-4) precisamente contra el Reus. Lo anterior, ayer hizo apenas un año, la celebró también a tres jornadas del final gracias a un empate agónico contra el Vic en casa (4-4) y apenas la semana anterior a la disputa de la final a cuatro en Lisboa. Este año la fase final europea se jugará el fin de semana en el pabellón Barris Nord de Lleida y el 4-4 se ha repetido. Con el sorteo de la OK Liga teledirigido, los mejores equipos se enfrentan en las últimos jornadas del campeonato y, por tanto, no es de extrañar que el campeón obtenga el título ante uno de sus rivales más directos. Antes, con el play-off , la secuencia de finales entre el Barça y el Reus entre 2004 y 2008 permitió a los azulgrana celebrar el título también en la pista del Reus en las temporadas 2004/2005, 2005/2006 y 2006 / 2007. En la 2004/2005, además, el conjunto azulgrana había ganado la liga europea el Palacio de Deportes de la capital del Baix Camp y la copa en el pabellón olímpico de Reus, Aquel curso, el último después de diez años con Carlos Figueroa sentado el banquillo, el Barça se hartó y obtuvo los cinco títulos que disputó.

Fuente: L’Esportiu

Por martin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »
error: Content is protected !!