Los de Edu Castro empezaron la pretemporada sin 5 jugadores, que disputarán el Mundial en setiembre con sus selecciones

“Tenía muchas ganas de empezar. Se me ha hecho el verano demasiado largo”. Así de ilusionado iniciaba la pretemporada este jueves Edu Castro, que el pasado mes de junio asumió la responsabilidad de pasar de segundo entrenador a sustituir a Ricard Muñoz al frente del conjunto azulgrana. No obstante, el inicio del proyecto del ex secretario técnico del hockey patines formativo empezó de forma atípica, y es que Castro sólo contará con 5 jugadores de la primera plantilla durante gran parte de la pretemporada por la ausencia de otros 5 hombres, que disputarán los World Roller Games en setiembre con sus respectivas selecciones. Ayer, en el primer entrenamiento del conjunto azulgrana, hubo incluso una baja más, la del portero Sergi Fernández, que tuvo que ausentarse tras ser padre de un niño.

Los que sí formaron parte de esta sesión inaugural del curso fueron Aitor Egurrola, Sergi Panadero, Marc Gual y Xavi Barroso, por lo que el técnico tuvo que contar con la presencia de hasta 9 canteranos que participarán en los primeros compromisos antes de que Pau Bargalló, Ignacio Alabart (selección española), Pablo Álvarez, Matías Pascual y Lucas Ordoñez (Argentina) vuelvan a Barcelona tras el Mundial de China, que se disputa del 3 al 9 de septiembre.

“El tener sólo cinco jugadores del primer equipo hace que todo sea un poco diferente, pero todos los chicos de la base nos ayudarán y tenemos que prepararnos lo mejor posible”, explicó Castro, marcándose como objetivo “el de siempre, ganar todas las competiciones que disputamos. En muchas sabemos que somos favoritos y asumimos este papel”.

Edu Castro inicia su etapa como primer entrenador del Barça Lassa con la intención de establecer un estilo de juego “ que ahogue al rival en la salida, que recupere rápido y que vaya directo a portería. Un juego de ataque que sea lo más espectacular posible”. De esta manera, tanto el técnico como uno de los pilares de este conjunto, Sergi Panadero, esperan poder volver a levantar la Liga Europea tras dos años sin poder hacerlo.

“Es una espina que tenemos clavada. Hace dos años que no la conseguimos y la ilusión es máxima para afrontar esta competición”, expresó el veterano jugador, uno de los que estará presente el próximo 1 de septiembre en el Palau, en el amistoso contra el Palafrugell en el que los de Castro debutarán a puerta cerrada. Los próximos partidos serán de Lliga Catalana, el 8 y el 15 de setiembre, contra el Lleida l’Alcodiam antes de disputar el primer gran título de la campaña, la Supercopa de España, con una semifinal exigente ante el vigente campeón de Europa, el Reus Deportiu.

Alabart, única cara nueva

Ignacio Alabart será la única incorporación del Barça Lassa para este curso, que llega para ocupar el sitio de Edu Lamas tras dos años cedido al Voltregà en el que, a sus 21 años, se ganó un lugar en la Selección. “Viene para sumar en la fase de creación aunque sabemos que es resolutivo en muchas facetas (26 goles en 2016/17), y lleva desde la base el ADN Barça”, finalizó Castro.

Fuente: MD

Por martin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »
error: Estas imágenes están protegidas por derechos de autor, está prohibida su descarga !!