La prensa lusa da por hecho que el coruñés Pablo Cancela dejará el Oliveirense a final de curso – La vuelta, de la mano del Liceo, más cerca

Portugal agita el mercado del hockey sobre patines. Cuando todavía no se ha llegado a la parte decisiva de la presente temporada, la prensa lusa ya ha desatado los movimientos para la próxima. No es un secreto que la liga portuguesa es ya la más potente del mundo y que la mayoría de las estrellas, como Jordi Bargalló, Pedro Gil, Jordi Adroher o Toni Pérez se han mudado al país vecino y muchas otras están a un paso de hacerlo, como el caso del delantero argentino del Barcelona, también ex del Liceo, Lucas Ordóñez. Uno de los equipos al que le rodean más noticias es el Oliveirense, donde sitúan a Marc Torra (Reus) y Jorge Silva (Porto) para el próximo curso mientras que en el apartado de bajas señalan a João Souto, que deja los patines por la Medicina, al español Jepi Selva y al coruñés Pablo Cancela. Al ex del Cerceda, internacional con la selección española absoluta, se le abren las puertas para volver a casa de la mano del Liceo después de ocho años fuera, siete en el extranjero ya que estuvo cinco temporadas en el Forte dei Marmi italiano, con el que ganó tres ligas, y esta es su segunda en Portugal, donde con el equipo de Oliveira de Azemeis conquistó la Supercopa de Europa al inicio de esta campaña.

Pablo Cancela, hijo de un exportero de Dominicos y nieto de la leyenda del Deportivo Dagoberto Moll, se formó en las categorías inferiores del Santa María del Mar y ya estuvo en las filas del Liceo, con el que se colgó dos oros en los Campeonatos de España y llegó a debutar con el primer equipo en una Supercopa de España.

Después de una breve estancia en el Vigo Stick, estuvo a las órdenes de Juan Copa en el Cerceda en la primera aventura del conjunto rojiblanco en la OK Liga. Con el descenso del equipo, decidió apostar por el Alcoy y más tarde, por dar un salto y marcharse a Italia. Fichó por el Forte dei Marmi y junto a Pedro Gil ganó tres scudettos en cinco años y consiguió la llamada de la selección española absoluta para disputar el Campeonato de Europa de Alcobendas (2014).

Cuando concluyó esta etapa, desembarcó en Portugal, donde firmó por dos temporadas que finalizan este verano. Tras este periplo, el regreso a casa parece más cerca y el Liceo, su sitio natural. Su llegada significaría arraigar más las raíces coruñesas de una de las plantillas más autóctonas de la historia con los hermanos Josep y Eduard Lamas, David Torres, César Carballeira y el portero Martín Rodríguez.

Fuente: MV- La Opinión

Por martin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »
error: Content is protected !!